Consejos sencillos para el cuidado de los teléfonos móviles

Usamos nuestros teléfonos todos los días. Con la ayuda de estos dispositivos resolvemos muchas tareas importantes, haciendo nuestras vidas aún más eficientes, ricas e interesantes. Desafortunadamente, como cualquier aparato, los teléfonos móviles están sujetos a todo tipo de averías. Con el tiempo, pierden su aspecto original y pueden romperse, obligando a su dueño a pasar por encima de los centros de servicio.

Es imposible no recordar que la superficie de los teléfonos móviles acumula una enorme cantidad de bacterias. Según los científicos británicos, en nuestros aparatos hay dieciocho veces más gérmenes que en los mangos de los baños públicos. Ese tipo de estadísticas suena desagradable, por decir algo.

Sin embargo, no debería asustar a los dueños de teléfonos móviles. Es muy fácil deshacerse de los gérmenes y extender la vida de tu aparato. Lo principal es conocer las reglas básicas del cuidado de los celulares y seguir estas regulaciones cuidadosamente y Movical te recomienda:

  1. Use una película protectora especial para la pantalla y un estuche impermeable. Esto protegerá su teléfono del polvo, la suciedad, la humedad, los arañazos y otros daños mecánicos.
  2. No te olvides de limpiar la pantalla del teléfono móvil regularmente. Es mejor hacerlo cuando el dispositivo está apagado y la batería está desenchufada. Es aconsejable utilizar toallitas y pulidores especiales para limpiar las pantallas táctiles. Es importante asegurarse de que ningún líquido llegue al cuerpo o se filtre en el teléfono.
  3. Utiliza una pasta de pulir especial para eliminar los arañazos de la pantalla del teléfono móvil. Este procedimiento puede ser realizado por usted mismo o en un centro de servicio.
  4. Limpia el estuche del teléfono a intervalos regulares. Las toallitas especiales con alcohol le ayudarán a limpiarlo.
  5. Recuerde que las baterías de los teléfonos móviles pierden su capacidad después de quinientos ciclos de carga. A veces este problema llega mucho antes. Esto puede ser causado por el hábito de recargar el teléfono sin seguir los ciclos de carga completos. Tampoco es deseable permitir que el teléfono se descargue completamente.
  6. El frío tiene un efecto muy negativo en los teléfonos móviles. Las bajas temperaturas pueden tener un impacto negativo en la capacidad de la batería. Las fluctuaciones de temperatura también son peligrosas para nuestros aparatos. Por lo tanto, no es aconsejable cargar el teléfono inmediatamente cuando se trata de una habitación caliente por la helada. Deberías dejar que tu aparato se caliente un poco más y luego recargar la batería.
  7. Si el teléfono se moja, debe apagarlo inmediatamente y sacar la batería. No continúe usando el dispositivo hasta que se haya secado por completo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*